21 de agosto de 2012

Gisela es Wendy en 'Peter Pan, El musical'


A Gisela siempre se la ha relacionado con los musicales puesto que durante su carrera artística a participado en ocho de todo tipo y forman parte de su currículum.

Durante los años 2002 y 2003 Gisela participó en Peter Pan, El musical en el Palacio Municipal de Congresos (Madrid) y en el Palau dels Esports (Barcelona) bajo las órdenes de Luis Ramírez. Ramírez es un director artístico español e impulsor del teatro musical en España que falleció en 2007 a la edad de 39 años.

El argumento es el siguiente:

Tanto en la novela como en la obra teatral, Peter invita a la niña Wendy Darling al País de Nunca Jamás para que sea la madre de su pandilla de "niños perdidos2. Sus hermanos John y Michael también la acompañan en esta mágica aventura.

A lo largo de la historia se presentan diversas y numerosas anécdotas fabulosas, entre ellas cuando el hada Campanilla casi muere al ingerir un veneno, y una confrontación con el enemigo directo de Peter, el pirata Capitán Garfio.

Al final, Wendy decide que su verdadero espacio para poder vivir se encuentra en su hogar, al lado de sus padres, y por ello lleva a sus hermanos de regreso a Londres, mientras que Peter Pan se queda en Nunca Jamás, prometiendo a su compañera de juegos volver repetidamente a visitarla.

El reparto estaba compuesto por sus ex-compañeros de Operación Triunfo Àlex Casademunt, Mireia Montávez y Javián Antón, Beatriz LuengoRaquel GrijalbaEnrique Sequero.

Gisela en este caso interpretó el papel de Wendy:

Wendy es una hermosa niña de 12 años que sueña con un lobezno en una rara isla que parece combinar bosque y jungla. Entre sus sueños se le aparece Peter Pan pero es varios días después que lo conoce realmente.

Ésta acompaña a Peter a Nunca Jamás, porque le gusta la idea de ser una Madre, y despierta a sus hermanos Michael y John para que también vayan con ella. En el libro se comporta como una madre y llega a decir frases que su propia madre decía tales como. «Dios mío, a veces pienso que las solteras son de envidiar» y «A veces los niños son más una maldición, que una bendición»

El Capitán Garfio le hace ver que huyó de su casa y que pudo ser una decepción para sus padres, esa acción tan precipitada. Tanto Peter como Garfio la quieren como madre, por su talento para contar cuentos y por su gran cariño y sensibilidad. Después de volver a casa, ella se queda en la casa de sus padres tras adoptar a los niños perdidos.


Con las canciones interpretadas en este musical, entre las que se encuentran "La aventura de Nunca Jamás", "Tan sólo hay que imaginar" y "Dime si estás ahí", se editó un álbum el cual vendió más de 50.000 copias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada